A las cosas por su nombre.

0
30

Las declaraciones del gobernador Omar Fayad Meneses al noticiario estelar de Televisa generó polémica en un amplio sector de la sociedad hidalguense, hubo reacciones inmediatas por parte del círculo cercano al presidente del Patronato de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (UAEH) pero también prudencia por parte de personajes y expresiones del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena).

Las precisiones del titular del Poder Ejecutivo de Hidalgo para decir claramente que no tiene problemas con Morena ni con quien el miércoles será declarado presidente electo de los Estados Unidos Mexicanos, pero si con el grupo de Gerardo Sosa Castelán de quienes dijo ya quieren legislar cuando constitucionalmente lo puede hacer a partir del 1 de septiembre, resulta un parte aguas en la política local.

Llamarle a la cosas por su nombre, habla de que el mandatario ya procesó el resultado electoral y lo entiende pero también pide respeto para el Ejecutivo y para la votación histórica que lo llevó a la gubernatura, ahora habrá que esperar la respuesta institucional de Morena que no puede seguir actuando como oposición cuando será parte del gobierno, porque este se conforma de tres poderes: Ejecutivo, Legislativo y Judicial.

Y Morena tendrá el Legislativo, desde donde debe mostrar que sabe gobernar y que puede anteponer sus intereses al bienestar de los hidalguenses, para generar la percepción de que puede darse la alternancia en Hidalgo, de lo contrario solo despertara la desconfianza en el electorado y esta posibilidad tendrá que esperar.

Por lo pronto la postura del gobernador es fuerte en contra del grupo de Gerardo Sosa que no puede borrar la memoria histórica del estado que los señala por sus actos vandálicos, al tiempo que Fayad Meneses mantiene la posibilidad de interlocución con Andrés Manuel López Obrador y otros actores del morenismo local.

Comentarios

comentarios

Dejar respuesta