Avanza la delincuencia

Alberto Witvrun.-El municipio capitalino donde los delitos comunes aumentaron en más del 80 por ciento el último semestre, desafortunadamente no es la excepción en cuanto a inseguridad se refiere, independientemente de la tensión social que se vive en el Valle del Mezquital derivado del Movimiento Contra el Gasolinazo, esta inestabilidad ha sido aprovechada por la delincuencia para hacer de las suyas a costa del patrimonio de los habitantes de Ixmiquilpan, pero también en Tula de Allende los indicadores se elevan.

Acontecimientos concretos se vuelven significativos como el Jueves Santo día en que fueron robados ocho vehículos del estacionamiento de un centro comercial sin que existan pistas que conduzcan a los autores, pero lógicamente no fue un hecho aislado los robos y asaltos crecieron en los últimos meses ante la incapacidad del gobierno municipal, no obstante que por el periodo vacacional se permitió el regreso de la policía estatal para la seguridad de los paseantes.

En Tula de Allende se reportan en los dos últimos meses el robo de 69 vehículos y el incremento en la sustracción ilegal de hidrocarburos, pero llama fuerte la atención que se hayan robado en promedio un automóvil por día sin que la policía municipal pueda frenar esta oleada delincuencial que también incluye el robo a casas habitación y otros delitos del fuero común que eleva considerablemente el malestar ciudadano en esta región porque estos niveles de inseguridad incluyen a los municipios conurbados.

Este panorama requiere de una acción coordinada desde la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) a cargo de Mauricio Delmar Saavedra, que viene precedido de buenas cartas credenciales, las que ya se tienen que reflejar en una estrategia de seguridad que permita coordinar las acciones y operativos de la policía estatal con las municipales que inhiban la actividad de la delincuencia que afecta gravemente la economía de cientos de familias hidalguenses.

Comentarios

comentarios