Miradas de reportero

0
60

Una sola fecha para el periodista mexicano

Rogelio Hernández López (Especial).- Un día suyo. Ni siquiera eso tienen las mujeres y hombres que se dedican a informar profesionalmente en México. No existe una fecha legitimada como el Día del Periodista en México   –cavilaba el viejo reportero al acercarse el 30 de mayo de 2014, cuando se cumplirían 30 años del asesinato del columnista Manuel Buendía Tellezgirón-.

–La gente que trabaja como reportera o reportero en nuestro país padece todos los días, en un sistema informativo mercantil amparado en un régimen legal insuficiente e injusto que fomenta grandes vulnerabilidades a medios pequeños y a la mayoría de los trabajadores de la prensa y los pone en situación de riesgo permanentemente. Y ni siquiera hay una fecha que propicie los recuentos y balances de su situación como periodistas y cómo mejorarla—teorizaba el reportero.

— Aunque parezca un asunto trivial sí hay que proponer que se establezca una sola fecha, porque también en esto domina la teoría del caos, que siempre impone el desconcierto. ¿Por qué no proponer que sea el 30 de mayo—se atrevió a proponer públicamente.

Es que le repercutía en la memoria que coexisten al menos cinco fechas en México donde se habla del periodismo como una “actividad necesaria para la democracia” y en que los periodistas son felicitados por “su noble trabajo” : 7 de junio, 8 de septiembre, 3 de mayo, 4 de enero y 30 de mayo son las fechas que danzan anualmente.

ELIMINAR EL 7 DE JUNIO

El 7 de junio, como el día de la Libertad de Expresión, al parecer está siendo proscrito del calendario de celebraciones del gobierno federal. Aunque la mayoría de gobernadores siguen con la inercia de hacer comida de festejos con directivos de medios y hasta entregar reconocimientos, quizá por ignorancia del origen vergonzoso del día

Rafael Rodríguez Castañeda. Director Editorial de Proceso asevera en su libro Prensa vendida (Grijalbo, 1993) que esa fecha, para celebrar la Libertad de Expresión fue impuesta en México por los empresarios más conservadores del continente americano: La Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) y los presidentes de la república lo instituyeron porque les facilitó la incorporación de ese sector de actividad al corporativismo priista de antiguo estilo.

Eso fue, relata el periodista  durante la celebración de la 1X Asamblea Anual de la SIP (fundada en 1947), a la que concurrieron 250 delegados de 25 países del continente. La delegación del país anfitrión, México, estuvo representada por 57 periódicos. Era días de la presidencia de Manuel Ávila Camacho.

Los datos oficiales confirman que hasta 1951, el presidente Miguel Alemán Valdés, decretó ese día, 7 de junio, para celebrar la Libertad de Expresión.  Y así se hizo durante muchos años. En 1976, Luis Echeverría como Presidente decretó que los 7 de junio también fuese la entrega del  premio Nacional de Periodismo, que organizaba la Secretaría de Gobernación, hasta que periodistas y académicos pugnaron por un Consejo Ciudadano para hacer esos reconocimientos.

Rodríguez Castañeda asegura que durante cuatro décadas la felicitación presidencial a los periodistas ocurrió cada 7 de junio hasta que llegó el panismo a la presidencia de la República y durante una década se suspendieron las comidas de festejos

DESVANECER POR COMPLETO LOS 8 DE SEPTIEMBRE

Durante los años de la Guerra fría, los periodistas de muchos países de Europa y de América Latina promovieron una coordinación internacional de periodistas para oponerse a los dictados de la SIP y las asociaciones de periodistas que esta fomentó. Así nació y actuó en esta región del mundo la Federación Latinoamericana de Periodistas (FELAP) , que tuvo como asociados mexicanos al Sindicato Nacional de Redactores de la Prensa y la Unión de Periodistas Democráticos.

Estos organismos trataron de contraponer otro día distinto al 7 de junio “porque es la fecha de celebración de las “buenas relaciones”  de los empresarios y el gobierno. Así promovieron como un día para las conmemoraciones de los periodistas en México  los días 8 de septiembre, fecha en que “el periodismo democrático del mundo realiza reconocimientos  al periodista checo Julius Fuscik”, autor del conocido libro Reportaje al Pie de la horca.

Esa fecha ya ni siquiera mantiene consensos entre periodistas europeos. En México ya no parece opción, por falta de motivos de cercanía. Se ha desvanecido por falta de promotores.

3 DE MAYO DÍA QUE FIJO LA ONU PARA LA LIBERTAD DE PRENSA

LA Organización de las Naciones Unidas estableció los 3 de mayo como día mundial de la Libertad de Prensa. Esa fecha en México coincide con el día de la Santa Cruz, que propicia la celebración y festejo a los trabajadores de la construcción.  Oficialmente el gobierno federal no ha decretado ese día para celebración formal y el actual presidente en 2013 mandó mensajes de felicitación impersonales, vía twitter, al igual que lo hizo el primer 4 de enero de su gobierno.

Uno de los razonamientos de la ONU para fijar el 3 de mayo es que “La libertad de prensa hoy en día sigue sin estar garantizada en muchas partes del mundo. El asesinato de periodistas es inadmisible, no solo porque viola los derechos humanos de los individuos, sino también porque es perjudicial para la buena gobernanza y la democracia, y principalmente para el flujo de información precisa y fiable”.

EL 4 DE ENERO APARECIÓ DE REPENTE

El 4 de enero de 2013, la oficina de la Presidencia de la República emitió un comunicado oficial con felicitaciones a los periodistas de México por “su Día”. Sin mayores explicaciones al año siguiente también hubo “felicitación” twittera de Enrique Peña Nieto. Es una fecha que en algunos años conmemoró el gobierno del Estado de México, también con Peña Nieto como gobernador. Pero no existe ninguna explicación que legitime por qué quiere imponerse esa fecha oficialmente como El día del periodista en México.

Algunos periodistas buscaron alguna causa para elegir esta fecha y encontraron que tiene relación con el periodista Manuel Caballero, fallecido el 4 de enero de 1826. La investigadora Laura Edith Bonilla refiere en un trabajo sobre la modernidad en México que el periodista nació en Tequila Jalisco, que mostró sus filias con los liberales de su época y que el modo de recoger información lo mostró como el reportero más avanzado de su tiempo que aportó métodos y formas modernas.

LOS 30 DE MAYO DESDE HACE 29 AÑOS

Desde 1985, hace 29 años, los días 30 de mayo se realiza una concentración de periodistas ante el monumento a Francisco Zarco en la Ciudad de México. Los convocantes iniciales fueron familiares, amigos y conocidos del columnista Manuel Buendía Tellezgirón, asesinado un año antes (1984). Las concentraciones originales fueron para increpar al gobierno federal la falta de resultados de las investigaciones ministeriales por el asesinato de quien fuera el periodista más influyente de su época.

A partir de 1990, un año después de la captura del presunto autor intelectual del asesinato de Buendía, José Antonio Zorrilla Pérez, continuaron las concentraciones de periodista en el mismo sitio ´promovidas por la Fundación Manuel Buendía, la Unión de Periodistas Democráticos, la Coordinadora de trabajadores de Medios que conformaban los sindicatos de La Jornada, Notimex, Informex, Radio Educación, de Canal 11, del SNRP y Cencos entre otros.

Para este próximo 30 de Mayo de 2014 ya  comenzaron a organizar la concentración de periodistas la Fundación Buendía, varios sindicatos y la Casa de los Derechos de Periodistas. Ya se hizo tradición en esa plaza hacer un recuento de la situación de los periodistas, trabajadoras y trabajadores profesionales de la información. Que este año particularmente tendremos poco que festejar, coinciden todos los informes de organismos internacionales.

“En el fondo de todas las visiones, siempre se deriva la conclusión de que este modelo mercantil de la prensa ha creado demasiados obstáculos para el desarrollo de medios pequeños y medianos en las localidades y, que más acentuadamente, fue haciendo vulnerables a sus trabajadores y a los periodistas, que creo una amplia capa de subempleados que se llaman a sí mismos independientes o free lance. Estos medios y estos periodistas han sido los más castigados en el ya largo ciclo de agravios (2000-2013) que asola al periodismo mexicano”, se sostiene en un “Prontuario contra Vulnerabilidades”  que redacto este portero y que editaran  Freedom House y la Casa de los Derechos de Periodistas

¿Por qué no promover –insiste el terco reportero—que el 30 de mayo sea el Día del Periodista en México. Sería en honor del primer periodista abatido en los tiempos de narcotráfico y con quien se inició el infausto ciclo de 30 años de agravios a los periodistas que, por realizar bien su trabajo son incomodos para quienes están inmersos en la corrupción de la cosa pública.

 

Comentarios

comentarios

Dejar respuesta