Otra de universitarios

0
36

Alberto Witvrun.-Un accidente de tránsito desnudó como opera el clan universitario; bastó una llamada telefónica para que grupos de apoyo a las campañas de sus candidatos postulados por Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) acuartelado en instalaciones de Servicios Generales de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (UAEH) se desplazaran para tratar de evitar la detención de la coordinadora de finanzas Gabriela Mejía Valencia.

Había dudas, si Mejía Valencia trasladaba el efectivo para el pago de los trabajadores que solicitaron “permisos sin goce de sueldo” para integrarse a las campañas, pero que lo perciben en efectivo, lo que alarmó y se ordenó que el grupo de choque acudiera a impedir que la unidad fuera trasladada al corralón; ahora el rector argumenta que las policías violentaron los derechos de la funcionaria universitaria.

Sobre la detención, existen dos versiones, una que Gabriela Valencia al no llegar a un acuerdo con su contraparte en el choque se negó a que trasladaran su unidad al corralón y no descendió de su unidad; la otra es que fue detenida porque la camioneta tenía reporte de robo y el rector Adolfo Pontigo Loyola acusa persecución contra universitarios, pero eludió decir que es por su participación como grupo político en Morena.

Responsabilizó al gobierno, luego de poner ejemplos de inseguridad y dijo que alguien no está haciendo su trabajo en abierta referencia al secretario de seguridad Mauricio Delmar, asegurando que llegarán a las cortes internacionales para defenderse, pero nunca explicó porque tan pronto llegó un grupo de más de 30 universitarios a auxiliar a Mejía Valencia, cuando no hay clases y se comprueba que empleados de la UAEH están en las campañas.

Todo evidencia una confrontación política entre universidad-gobierno, porque el segundo busca transparencia en el manejo de recursos públicos entregados a la UAEH y el grupo que la controla desde hace 36 años argumenta se vulnera la autonomía; diferencias que se ahondaron al utilizar a una parte de trabajadores como estructura de Morena.

Y surge la duda si no es este grupo quien vulnera la autonomía, porque nunca consultaron a la comunidad si querían que la UAEH fuera utilizada para el proyecto político de Gerardo Sosa a través de Morena, cuando el rector acusa al gobierno de reformar la Ley Orgánica de la universidad, sin socializar ni consultarlo, porque esto sucedió cuando él, estaba firmando un convenio con la Universidad de Nuevo México, ahí la paradoja.

Comentarios

comentarios

Dejar respuesta